Alcachofas confitadas en olla de cocción lenta

¡¡Hola cocinillas!! ¿Qué tal? ¿Habéis disfrutado de puente estos días? Yo no he podido, por eso me pedí un par de días la semana anterior y me fui de viaje a mi querida Lisboa <3 Pero a la vuelta, he aprovechado los días festivos para estrenar la olla de cocción lenta que compré aprovechando el Black Friday (enlace aquí), porque con el libro de Marta Miranda, Slow Cooker (lo podéis ver aquí) que me regalaron en mi cumpleaños, tenía ganas de poner en práctica muuuuuchas (por no decir todas) de sus recetas, entre ellas estas alcachofas confitadas en olla de cocción lenta.

He de decir que el libro no tiene desperdicio. Y la primera receta que he hecho de ahí han sido estas alcachofas confitadas, ricas, ricas, con un saborcito a aceite… Aunque la olla la estrené para preparar caldo casero de carne y verduras, con la receta que pusimos la semana pasada (receta aquí), que sale con un sabor buenísimo, ya pondré las diferencias de una forma de prepararlo con la otra.

Como la receta es muy sencilla recomiendo, como siempre, utilizar productos de primera, en este caso un buen aceite de oliva virgen extra. Y ahora aprovechamos que las alcachofas están de temporada y tenemos un entrante ideal para estas fiestas, con un toque de sal Maldon, con un poco de foie por encima… ¡¡Ideales!! Anímate a prepararlas, porque están muy, muy ricas 🙂

Alcachofas confitadas

Ingredientes para preparar alcachofas confitadas en olla de cocción lenta

  • Alcachofas
  • AOVE

Cómo preparar alcachofas confitadas en olla de cocción lenta

En primer lugar, pelamos las alcachofas. Les quitamos de dos a cuatro capas de hojas. El tallo lo pelaremos y cortaremos en trozos de unos dos centímetros. Torneamos la base de la alcachofa, cortamos un poco de las puntas y partimos por la mitad o dejamos enteras, como prefiráis.

Alcachofas

Para evitar que se nos pongan feas, a medida que las tenemos preparadas las metemos en la olla (las alcachofas y los tallos), cubriendo con aceite. Finalmente las cubrimos totalmente con aceite.

Programamos en ALTA y durante la primera hora las dejamos hacer con la tapa puesta. Una vez pasada la primera hora, destapamos y dejamos cocinar durante dos horas más. Listo y preparado. ¿Has visto qué fácil?

Cómo preparar alcachofas confitadas en olla normal

No olvidemos que las recetas podemos adaptarlas para prepararlas de un modo u otro. Aunque no todo lo que podemos hacer en la olla normal podremos hacerlo en la olla de cocción lenta.

Para preparar alcachofas confitadas en una olla normal, es decir, al fuego, vitrocerámica o en una placa de inducción, procederemos como hemos visto con la olla de cocción lenta. Tendremos cuidado de mantener una temperatura baja (la pondremos a temperatura 2 de 9 que tiene una placa normal), y tendremos el mismo tiempo que en el caso anterior. Probaremos pinchando las alcachofas para ver si están tiernas.

Consejos para preparar alcachofas confitadas

Lo que más tiempo te llevará será pelar las alcachofas, porque lo demás se hace solo, mientras aprovechas el tiempo para hacer lo que quieras. Es lo bueno de esta receta, las dejas hacer sin tener que preocuparte, con un resultado de 10.

Ya hemos visto lo fácil que es preparar las alcachofas confitadas de esta manera. Para darle más saborcito, podemos colocar lonchas finitas de jamón ibérico sobre las alcachofas a la hora de cocinarlas, así la grasita del jamón irá dando más saborcito. Pero pruébalas primero tal cual, con un buen aceite de oliva virgen extra, verás qué ricas 🙂

El aceite del confitado podemos aprovecharlo para otras preparaciones, ya que no se calienta en exceso. Verás qué rica te queda la tortilla de patatas o el sofrito.

Puedes cocinar las alcachofas enteras o partidas por la mitad. Si las pones enteras, nivela la base y colócalas de pie en la olla. Recuerda que tienes que cubrir totalmente con aceite.

En mi caso utilicé un kilo y medio de alcachofas, pero adapta la cantidad a tus necesidades. Ten en cuenta que necesitarás aceite suficiente como para cubrirlas por completo, y que luego éste puedes reutilizarlo 🙂

Como hemos comentado antes, a la hora de servir, pon un poco de foie por encima de las alcachofas, unas escamas de sal Maldon, jamón ibérico… Mmmmm… Tienes muchas opciones y todas ideales 🙂

Si vemos que las hojas de fuera se han quedado algo duras, quítalas y quédate con el corazón de la alcachofa, que estará bien rico.

Esperamos que te animes con este plato, conquistarás a tus comensales 😉

Alcachofas confitadas

¿Qué te ha parecido?

Un comentario sobre “Alcachofas confitadas en olla de cocción lenta

Deja un comentario