Albóndigas en salsa de tomate y pimiento

En mi fiebre albondiguil sigo en pleno verano con las albóndigas en la cabeza. En el blog hemos publicado alguna que otra receta de albóndigas, hechas de diferentes maneras. Tenemos las albóndigas en salsa, preparadas con carne picada, pechuga de pollo, tocino, magro y blanco (receta murciana) y las albóndigas rellenas de queso, con mix de ternera y cerdo y una salsita perfecta para mojar pan. Digo yo que en algún momento se me pasará, pero mientras tanto… ¡¡Ay!! Es que no me resisto, qué le voy a hacer 🙂 El otro día preparé estas albóndigas en salsa de tomate y pimiento, y ahora de vacaciones en casa de mis padres, las he vuelto a preparar… Están tan buenas… Y la salsa tan rica… Toma nota, compra un buen pan y disfruta de este plato de albóndigas, que están de toma pan y moja 🙂

Puedes acompañar estas albóndigas en salsa de tomate y pimiento con patatas fritas, arroz blanco… O ellas solitas con un trozo de pan… ¡¡Rico, rico!!

Albóndigas en salsa de tomate y pimiento

Ingredientes para preparar albóndigas en salsa de tomate y pimiento, receta casera

  • Para las albóndigas:
    • 500 gr de ternera picada
    • 1/2 cebolleta
    • 1/2 diente de ajo
    • 1 cs de pan rallado
    • Harina para rebozar
    • 1 huevo L
    • AOVE, sal, pimienta, perejil
  • Para la salsa:
    • 1/2 pimiento rojo
    • 1/2 diente de ajo
    • 400 gr de tomate triturado (una lata mediana)
    • Vino blanco: 1/2 vaso
    • 1 cs de azúcar
    • Brandy: un chorrito
    • 1/2 vaso de agua

Como preparar albóndigas en salsa de tomate y pimiento, receta casera

Cómo preparar la masa de albóndigas

Para empezar, pelamos la cebolleta, reservando la mitad. A continuación, preparamos el ajo, lo pelamos y reservamos la mitad. Después picamos en la batidora la media cebolleta con el medio diente de ajo y las hojas de perejil lavadas, por lo que, una vez todo bien picadito, mezclamos con la carne picada y añadimos sal, pimienta negra molida, un huevo y una cucharada de pan rallado. Finalmente mezclamos todo bien y dejamos reposar nuestra masa. Mientras podemos aprovechar para ir preparando la salsa de tomate y pimiento.

Para ayudarnos a hacer las bolitas de carne, nos mojamos las manos. Cogemos porciones de la masa de carne y formamos bolitas con las mismas (recuerda que puedes rellenarlas de queso en este momento, como os explicamos en nuestras albóndigas rellenas de queso). Después de formar las bolitas de carne, las pasamos por harina y reservamos en un plato.

Una vez tenemos listas nuestras bolas de masa, es el momento de calentar en una sartén aceite y de freír las albóndigas. Después las pasamos a un plato con papel absorbente.

 

Cómo preparar la salsa de tomate y pimiento

En cuanto a la salsa, para prepararla, picamos la otra mitad de la cebolleta junto con el ajo. Además, lavamos y picamos el medio pimiento rojo. Mientras calentamos en una olla un poco de aceite y, una vez caliente, echamos la verdura y salamos. Dejamos pochar, y una vez listo, añadimos una cucharada de harina, removiendo bien y dejando que se haga la harina. Después añadimos medio vaso de vino blanco y dejamos que se evapore el alcohol. A continuación echamos un chorrito de brandy y flambeamos. Es el momento de añadir el tomate triturado, el medio vaso de agua (o un poco más, depende de cómo veas la salsita) y el azúcar y de triturar nuestra salsita si no queremos encontrarnos tropezones. Rectificamos de sal. Ahora dejamos hacer durante 20-30 minutos.

Finalmente, una vez tenemos nuestras albóndigas hechas, las añadimos a nuestra olla con la salsa de tomate y pimiento y dejamos unos 10 minutos a fuego medio. ¡¡Que las disfrutes!!

¿Qué te ha parecido?

Deja un comentario